Viernes, 15 Mayo 2020 00:48

Zona Portuaria LZC Ante COVID 19

Escrito por 
Valora este artículo
(2 votos)

• El movimiento de carga general ha bajado un 30%. Trabaja con la mitad de su personal y sólo ha registrado un infectado de COVID-19


En el puerto ingresan diariamente de 5 a 6 barcos de nacionalidad variable y diversos países procedentes de américa y Asia, con todo tipo de buques, contenedores, petroleros, cargueros, y mineraleros por donde arriban 450 extranjeros diarios, tripulantes de éstas embarcaciones, en las cuales no han detectado casos positivos por COVID 19, sólo se ha registrado de manera oficial uno de un trabajador en la terminal Carbonser informó en entrevista Raúl Antonio Correa Arenas titular de la Administración Portuaria Integral (API) de Lázaro Cárdenas.
“Hasta hoy solo se sabe de un caso en CARBONSER, el trabajador se aisló junto con las personas que estuvieron en contacto con él (aunque no precisó cuantas). Si han llegado barcos con enfermos pero son cuadros muy diferentes a COVID 19, incluso el más reciente fue de un difunto que llegó con un cuadro de apendicitis”.
Destacó que su personal de oficina se ha reducido en un 50 por ciento de los 100 trabajadores que tiene la Administración Portuaria de Lázaro Cárdenas (APILAC) de la misma manera los operativos se van rolando cada 24 horas. Con el sueldo íntegro hasta hoy.
En cuanto los trabajadores de los usuarios del puerto (agencias navieras, aduaneras y proveeduría) son casi 4000, los cuales se van turnando para laborar la mitad, aproximadamente 1500 durante la contingencia sanitaria que lleva tres meses.
Reveló que el movimiento general de carga ha bajado tanto en exportación como en importación por el orden de un 25 a 30 por ciento en autos y contenedores y hay un rol significado bajo, producto de la pandemia que ha sido el movimiento del carbón.
Para Raúl Gastón Silva Espinoza de los Monteros, quien está al frente de una de las agencias aduanales del país, el comercio internacional no puede parar, ya que también es un asunto de recaudación, sin embargo su personal administrativo, contable y operativo se mantiene en casa, solamente laboran con lo más indispensable de acuerdo con la carga de trabajo. “no podemos dejar de sacar los contenedores o de exportar las mercancías de nuestros clientes, muchos necesitan la materia prima para seguir trabajando o abasteciendo a los mercados y tiendas” precisó.
Entrevistado por separado, coincidió con el director de la API, sobre las afectaciones que ha tenido la pandemia en la reducción de sus cargas, “nos pegó doblemente, primero fue que se paró la actividad en Asia y diferentes partes del mundo, hubo semanas que dejaron de enviar mercancías y cuando ya comenzaban a enviar, se produjo lo de la pandemia en su parte más crítica en México y con ello la actividad económica, llevamos 3 meses con una baja significa del 25 a 30 por ciento”.
Subrayó que hacen todo el esfuerzo posible por optimar los recursos y la orden del consejo administrativo de ésta empresa, es aguantar al máximo y mandar a sus casas al personal con cuadros de diabetes, hipertensión y adultos mayores. Protegiendo así la plantilla laboral de 100 empleados fijos. Además de generar 500 empleos indirectos a quienes dependen de la agencia aduanal, maniobristas y transportistas.
Destacó que hasta hoy no han tenido casos por COVID 19 en su sector laboral, sin embargo al conocer las cifras que se presentan en la ciudad de casi el 50% de los generados en todo Michoacán, consideró que la autoridad debiera ser más clara con la información ¿Dónde están los cientos de casos y donde los mantienen?, “eso sería muy prudente que nos dijeran para tomar decisiones”.
Guillermo López Villalobos, directivo de una Agencia Naviera, señaló que la pandemia es un tema global que afecta al comercio internacional y a todos los puertos en México, tras señalar que fue en Manzanillo donde se originó el problema, sobre todo del tema automotriz y lámina en rollo, “son las cargas que más se han visto afectadas”.
“La navegación de un a barco de China a Lázaro Cárdenas es de 23 a 24 días cuando viene directo, en esa trayectoria si alguien está infectado presentaría los síntomas y podría ser identificado por las autoridades de salud al llegar al puerto michoacano”, consideró el agente naviero. Por lo cual quizás el puerto no registre tantos incrementos como en la ciudad. Sin embargo, los servicios de salud locales no cuentan con los reactivos para detectar esta enfermedad.
López Villalobos celebró que hasta hoy no hayan llegado a Lázaro Cárdenas barcos con tripulantes infectados por coronavirus, ya que el único caso presentado en la zona portuaria, se trató de un trabajador de carbonser que la misma empresa informó a sus usuarios.

Visto 75 veces Modificado por última vez en Viernes, 22 Mayo 2020 23:29

facebook-bottom